Con la llegada de los primeros fríos comienzan a aparecer los castañeros con sus cucuruchos de castañas por todas las ciudades y pueblos de España.

Las castañas, ricas en fósforo y vitamina B6, regulan el funcionamiento del estómago y combaten, también, problemas de varices, hemorroides, náuseas y vómitos. A pesar de sus beneficios, pueden resultar algo incómodas para quien usa aparato y no puede resistirse a su olor por las calles.

¡Pero no te preocupes! Solo hace falta tener algunos cuidados especiales para poder disfrutar con las castañas y no obstaculizar tu tratamiento – y también para cuidar de las otras cuestiones de la higiene oral. A continuación, dejamos algunos consejos que pueden ayudar.

Usa cubiertos: No abras las castañas con los dientes ya que pueden quedar atrapadas en los brackets. Ayúdate de un tenedor y un cuchillo, corta la castaña en trozos más pequeños para que no se queden agarrados a la estructura del aparato.

Cepíllate los dientes: hazlo justo después de comer. De este modo, los trocitos que se te han quedado entre los dientes y el aparato saldrán con facilidad, minimizando la placa bacteriana.

Utiliza un cepillo para ortodoncia: llega a zonas a las que el cepillo normal no puede llegar. Así podrás mantener una mejor higiene bucal.

Utiliza hilo dental o cepillo interdental: Este consejo no es sólo para quien usa aparato de ortodoncia y le encantan las castañas, sino para cualquier persona. El hilo dental y el cepillo interdental llegan a zonas inaccesibles al cepillo normal y sólo utilizándolo se pueden limpiar esas áreas. La acumulación de sarro puede derivar en problemas más graves y dar lugar a mal aliento, sangrado y enfermedades de las encías, entre otros. ¡La higiene oral es nuestra mejor aliada en un tratamiento de ortodoncia!

¿Listo para atacar el cucurucho de castañas? ¡Nosotros también!

Si tienes alguna duda, necesitas pedir una cita de evaluación o de control mensual, ya sabes que nos tienes siempre disponibles. A la distancia de un clic. Haz clic aquí.